COVID19 – Siete meses después

Siete meses de cuarentena y movilidad restringida en la República de Panamá, donde el pecunio familiar se ha visto devastado, el sector privado se ha visto desmantelado y el sector público con creciente presión debido a una caída grabe en la recaudación fiscal que permite que opere el estado. En varias conversaciones con diferentes personas, asalariados, independientes, dueños de empresa siempre está una esperanza hacia el futuro que intenta esconder un temor profundo sobre un futuro incierto. Nadie sabe que industrias repuntarán y cuales fracasarán y peor aún, no se sabe cuánto demorará la recuperación.

Los asalariados en industrias suspendidas o peor aún, despedidos porque la empresa ya no podrá operar, están en un frenesí desesperados, buscando cualquier medio para poder traer comida a la mesa, y aunque gocen del subsidio del estado, un hogar no se puede mantener con B/. 100 mensuales. Todos han buscado alternativas, venta de comida, reventa de artículos como cosméticos, verduras, etc. Rogando que no les venga el corte de servicios, los cuales si tienen hijos son esenciales para que puedan asistir a clases virtuales, y tener algo de normalidad en su hogar en un mundo volteado de cabeza.

Los independientes, no gozan del subsidio de B/. 100 mensual y tiene la adicional traba de poder demostrar que sus ingresos se han visto gravemente afectados o están completamente cesantes. Adicional a que para poder recibir algún tipo de alivio en sus servicios públicos tienen que demostrar su caída en ingresos, algo que, para los independientes en su mayoría en el sector informal, se traduce a una hazaña imposible. También han revertido a los mismos mecanismos de alternativas para buscar ingresos y se puede decir que los independientes son los mayor afectados en esta pandemia.

Los empresarios, aunque mejor posicionados para no verse afectados en su diario vivir, algunos o dejarán de ser empresarios o verán sus operaciones muy reducidas. En ellos recae no solo la afectación psicológica de perder el fruto de su labor, su legado, también en decidir en cuanto afectará a sus empleados al tener que inicialmente reducir operaciones, suspender y finalmente despedir empleados. El sector empresario también se ve muy presionado por falta de liquidez para poder iniciar operaciones, cuando comiencen las reaperturas, los mayor afectados son las pymes, que en Panamá como rubro son los mayores empleadores.

Luego están los funcionarios públicos que siguen asalariados, aunque también el gobierno ha ido reduciendo su personal, y se ha visto obligado a iniciar licencias sin sueldos y hasta separación de cargo de estos. Son vistos con envidia por algunos y pueden hasta sufrir de acoso, aunque ellos en sí están presionados por aportar y ayudar a sus familiares. Por lo cual veo los funcionarios, los que son honestos y en trabajos esenciales para el funcionamiento del estado, como los mayor afectados, dado a que sus ingresos se ven diluidos por tener que inevitablemente asistir a amistades y familiares que están en situaciones precarias debido a la pandemia.

Y luego está la juventud, la cual no se les permite divertirse, esparcirse, explorar y simplemente hacer las cosas que todos hicimos de jóvenes. Algunos tendrán más lujos que otros, y equipos tecnológicos que los permite mantenerse comunicados entre sí. Pero no se niega que la parte social, de reunirse con el grupo de amistades, en el parque, cancha, piscina, hace falta. Compartir con los compañeros de escuela, equipos, su “gallada”, hace falta. Y la movilidad limitada y restringida va a causar un impacto sobre esta generación de la misma manera que se afecto la generación que vivió la “Invasión” y sus primeras secuelas.

Y se podrá decir que por culpa de la mentalidad panameña del juega vivo, quedamos peor y por eso tuvieron que tomar medidas más graves. Y quien puede juzgar, cuando los brotes y rebrotes se han visto por todo el mundo, desde las sociedades más disciplinadas hasta las que suelen vivir en una constante anarquía. Uno de los derechos fundamentales de la constitución panameña es el libre paso a lo largo del territorio (salvo en situaciones de emergencia nacional y de salud pública), y tener que digerir de un momento al otro, que se ha suspendido ese derecho adicional al golpe económico sufrido.

Solo queda esperar y ver que repara el futuro, nada está escrito en piedra. Pero si habrá que prepararse para ver muchas secuelas en especial en el área de salud mental para preparar al país y ver como se adapta el mundo buscando evitar no tener que recaer en una situación como la que se está viviendo en estos momentos.

El dinero digital y el desface del papel moneda

Alguna vez te has preguntado ¿Cuánto papel moneda en comparación al total de tus ingresos todavía utilizas para completar transaccione? Podría decirse que cada vez disminuye, a medida que penetran los sistemas de pago digitales, ya sea por vía de ACH utilizando la banca en línea, por vía de plástico por tarjeta de débito o crédito o por medio de alguna cartera digital tipo PayPal. Por el crecimiento del comercio en línea y los peligros asociados con el uso de efectivo como medio de pago, cada vez se conduce menos negocio por vía de moneda física.

El papel moneda en un principio se desarrolló como un sistema de créditos para facilitar el intercambio de bienes y servicios, con un ente que garantizaba que dicho papel tenía un valor. Con sus origines en China alrededor del siglo XII, donde el Emperador era el garante del valor de dicho papel moneda. Este inventó fue sumamente lucrativo y facilitó el desarrollo de la ruta de seda permitiendo eventualmente llevar el concepto a Europa, expandiendo así el intercambio comercial y por defecto cultural de las regiones involucradas.

En principio, el papel moneda era una deuda o un depósito, una cantidad de un bien en un silo o bodega puede retirarse con esta nota de crédito. Pero, la consecuencia de esto es que, habría que hacer innumerables enmiendas a dicha nota, e irla fraccionando y aumentando a medida que se iba haciendo negocios o inclusive acumulando varios diferentes tipos de notas de crédito que luego tendrían que ser movidas o revendidas. Eventualmente, las notas tomaron forma con denominaciones y los bienes y servicios se tasaban a un valor de una denominación de dichas notas de crédito, simplificando en gran manera darle un valor numérico a cualquier bien y servicio.

Luego vinieron dos tipos de problemas graves, la falsificación de las notas de crédito, que le restaron credibilidad a las mismas y lo que luego se vino a conocer como banca fraccionaria. Lo cual creo lo que hoy día conocemos como el mundo de las inversiones en bienes derivados. Pero en su momento causaron estragos en los depositantes y falta de liquidez para los solicitantes de créditos. Aunque todo esto fue necesario para desarrollar el sistema monetario actual con sus diferentes variaciones las políticas monetarias únicas de cada país y región.

Y ahora estamos viendo el retorno de las notas de crédito con un valor denominado, el cual refleja en un estado de cuenta mensual o por transacciones detalladas para un tiempo determinado. Hemos vuelto al estilo de manejar notas de crédito del pasado, aprovechando los beneficios de la tecnología actual. Por ende, el dinero se ha vuelto digital. Siempre fue un concepto abstracto, se le daba valor a un papel o moneda física, ahora se le da valor a un número reflejado en una pantalla.

El sistema de dinero digital, en cierta manera es más difícil de falsificar, aunque es más fácil de trasladar y por ende ser víctima de un ataque informático, pero ya es responsabilidad del usuario de dichos servicios de dinero digital, investigar y tomar un riesgo educado a quien depositará su confianza para depositar su dinero. De igual manera, puede existir mal manejo de los fondos por la misma institución, como es solo presionar un botón y adjudicas dinero a una cuenta, puede que la entidad mienta sobre sus estados financieros reales. A la final, todo sistema viene con riesgos. Pero, en este caso, los beneficios y facilidad de poder comprar y vender bienes y servicios a nivel local e internacional con solo esperar que se apruebe la transacción, mejora las condiciones para todos.

Existe resistencia al uso de sistemas completamente digitales, por su poca privacidad, ya que toda transacción puede ser rastreada

En perspectiva me ha parecido interesante el retorno a las notas de crédito, y el paulatino desface del papel moneda.

CAJA DE SEGURO SOCIAL, MAS QUE JUBILACIONES

Desde hace algunos años la CAJA DE SEGURO SOCIAL DE PANAMÁ ha sido objeto de comentarios de todo tipo, y por qué no, una institución que maneja casi el 25% de un presupuesto de un país, es un tema que no hay que dejar de comentarlo, muchas veces en contra de ella, y pocas veces a favor.

Para poder mejorar un SISTEMA DE SALUD, sobre todo de la Seguridad Social, primero debemos conocerla por dentro, esto para poder llevar a cabo las transformaciones que requiere, llevándonos a tomar las decisiones adecuadas, segundo, conocer que es un Sistema de Servicios de Salud; teniendo en base estos dos puntos, las decisiones en el Sector Salud se deberán de tomar, buscando: I. AUMENTAR LA SATISFACCIÓN DE LA POBLACIÓN FRENTE A LOS SERVICIOS DE SALUD, II. ASEGURAR LA CALIDAD DE LAS INTERVENCIONES EN SALUD, III. DISMINUIR LAS DESIGUALDADES EN SALUD, IV. MEJORAR LA SALUD DE LA POBLACIÓN, todo esto sumado a cuidar sus prestaciones económicas, para que el día que llegue a su vejez, pueda gozar de un estado si no el óptimo, por lo menos, el mejor para sobrellevar los años de vida que nos restan y que con tan esfuerzo y sacrificio hemos logrado, a través de los años.

Un estadista de Salud y sobre todo una persona que pretende dirigir un Sistema de Servicios de Salud debe saber que es; uno de los más próximos significado que he revisado, me llevan, a que un Sistema de Servicios de Salud, es un “Conjunto ordenado de instituciones, personas, legislación y procedimientos que articuladamente confluyen a un objetivo: un mejor nivel de salud de una comunidad determinada”, dentro de este significado hay que hacer énfasis en el final, “un mejor nivel de salud para una determinada comunidad”, y esto no es solo el papel, sino las acciones que emprendamos; pongamos un ejemplo en las Comarcas Indígenas en Panamá, si bien es cierto, la mayoría de las personas hablan español, pero un grupo habla su LENGUA MATERNA, una de las estrategias seria enviar posters, como mensajes escritos con su LENGUA MATERNA, esto haría una interlocución entre el grupo de panameños de minoría, contra la mayoría, esto sumado a que esos mensajes y todos los mensajes dentro de las instituciones de Salud que estén cerca de estas poblaciones, deben de tenerlo, esto es “Inclusión”, como este ejemplo podríamos mencionar otros, como de agregar mensajes BRAILLE en los hospitales, para personas invidentes, con estas acciones un estadista y una persona que desea que el Sistema de Salud funcione, debe de pensar no solo en las Jubilaciones, si no en la forma de mejorar el Sistema, ya que, mejorando el sistema, en cascada, se mejora toda la Salud de un pueblo, incluyendo las Jubilaciones.

En este punto también hay que referirse a tres principios básicos de un Sistema de Servicios de Salud, esto es la Estructura, el Proceso y el Resultado, ¿y en que me afecta esto es mis Jubilaciones?…

Estructura: Según la Ley 51 de la CSS, el Estado debe de aportar desde el 2013, la cantidad de 140 millones de dólares, lo que no saben es que esta cantidad se aporta si la Caja del Seguro Social canta un déficit, y la CSS hoy en día no puede, ya que tiene cuentas atrasadas, no compra medicamentos, ni realiza nuevas infraestructuras; por lo tanto en cada presupuesto realizado de manera anual va a ver siempre un Superávit, razón por la cual no se realiza esa aportación, que va directamente al Programa de Invalidez, Vejez y Muerte (IVM).

Ahora revisemos el tema de Panamá Oeste, es la población de mayor crecimiento en los últimos 10 años y no hemos hecho nueva infraestructura, esto nos lleva a que en los últimos 5 años, el 22% de la población que se atiende en el Complejo Hospitalario Arnulfo Arias, proviene de esa Area, con esto, está claro, que se debe fortalecer el Servicio, esto ahorraría gastos de traslado y se haría una mejor salud, sumado al personal de Caja de Seguro Social que reside en esta área y que podríamos por ubicación establecer ahorros tan importante para una población que lo requiere.

Otro de los aspectos importantes es que se tiene que pensar en un Centro Oncológico en el Occidente del País, el cual demuestra en estadísticas, que el área de las Provincias de Chiriquí y Veraguas cuentan con altas tasas de Cáncer, evitando así su migración a la capital, para que se tenga una idea el gasto en salud de una persona oscila en los 2000 dólares anuales,

Otro factor que nos llevaría a ahorros considerables es el sistema de luces que en algunos casos debe de emigrar a luces LED, con esto se haría un ahorro en el consumo de este bien, sumado a la producción de su propio Oxigeno.

Proceso: Dentro del Proceso debemos comenzar a pasar de Médicos Generales a Médicos Familiares, no son especialistas en una x o y especialidad, pero tienen un poco más de conocimientos de un Médico General y esto podría llevar a mejorar la atención en los Hospitales, sobre todo en las áreas alejadas de la Zona Metropolitana, evitando así el gasto en Salud para la CSS, en cuanto a traslado, se debe también capacitar a los profesionales que integran al equipo de salud de todas las provincias, sobre todo en medidas de Bioseguridad, activando los comités de Nosocomiales (Regulan toda la bioseguridad de una Unidad Ejecutora), activar la TELEMEDICINA, ahora que está de moda las actividades virtuales, se pueden dar consultas por esta vía desde la capital, evitando así, la Mora en especialidad de algún tipo.

Resultado: Control de gastos, Cumplimiento con Indicadores de salud, Acreditación de unidades hospitalarias, logrando el mejoramiento de la Salud y sobre todo la satisfacción del usuario.

Como ven solo una persona y su equipo que lo esté asesorando, pueden llegar a mejorar la Salud de un país, sobre todo el de Seguridad Social que tanto nos preocupa hoy en día; la CSS no es solo Jubilaciones, es también Salud para todos los que somos asegurados, deberá ser y sabemos que si se cuenta con las personas adecuadas, el orgullo de toda una Nación, el orgullo de haber nacido en un país donde se goce de una Vejez completa, donde sé, que el día que necesite de un profesional de salud, pueda con orgullo ir a mi Caja de Seguro Social, donde estoy seguro que manos panameñas me darán lo mejor de sí, de su integridad y su profesionalidad…………..continuará………….

Autor: Excandidato a Director General de la Caja de Seguro Social